Formas de dormir

El sueño es una de las necesidades básicas del hombre. ¡Hay formas de dormir para cada persona! ¿Cuál es la tuya?

formas de dormir

Todos necesitamos determinadas horas de descanso para recargar nuestras baterías y permitir que nuestro organismo se regenere durante esas necesarias horas de sueño nocturno. E incluso, ¿por qué no? Durante las horas de siesta.

¿Sabías que las diferentes formas de dormir de cada quien puede revelar mucho sobre su personalidad?

Por ejemplo, el escritor Charles Dickens tenía la firme creencia de que si dormía con la cabeza en dirección hacia el norte, su creatividad era mucho mayor. E igualmente, el gran Leonardo da Vinci, dormía siestas de unos 20 minutos cada cuatro horas, para mantenerse fresca y descansada su mente.

Las formas de dormir y la personalidad

A la hora de dormir, la postura que elegimos, más que ser una posición elegida voluntariamente, es una elección del subconsciente, por eso cada quien tiene una manera única de dormir.

De tronco

dormir como troncoEsta es una de las formas de dormir más comunes: Así dormía Forrest Gump la persona está acostada sobre uno de sus costados, las piernas totalmente rectas, mientras los brazos descansan a los lados. Si bien puede parecer una posición rígida, las personas que duermen con esta postura son sumamente sociales, extrovertidas y habladoras. Sinceras y que confían con rapidez en los demás.

El conocido como “el anhelador”

postura de anhelador Esta es una de las maneras de dormir que también resulta muy común. Similar a la postura de tronco, la persona tiene ambos brazos extendidos al frente e indica que la persona es abierta, pero sin embargo un poco cínica. Les cuesta tomar decisiones rápidas y pueden ser un poco tercos.

La postura del Soldado

dormir de soldado En esta postura, la persona descansa sobre su espalda con ambos brazos rectos a los lados del cuerpo. Las personas que suelen dormir en esta postura son personas calladas y fuertes que tienen altas expectativas de sí mismos y de los demás.

La estrella de mar

Las personas que duermen en esta postura parecen una estrella de mar abierta: ambos brazos abiertos a los lados de la cabeza, las piernas ligeramente dobladas pero en una postura relajada y boca arriba. Las personas que duermen en esta postura son sumamente fieles, les encanta ayudar a los demás y las amistades ocupan un lugar muy importante en sus vidas.

La posición fetal

La postura más común a nivel mundial: la persona duerme de lado, con ambas piernas levemente recogidas hacia el pecho. Las personas que adoptan esta postura a la hora de dormir pueden mostrar un exterior fuerte y ser muy sensibles y tímidos en el interior. Posiblemente puede ser indicio de que te preocupas en exceso por cosas sencillas y que pienses demasiado las cosas. Aprende a relajarte un poco más.